Hoy --/--/----

Síguenos en nuestras redes sociales

Oprah Winfrey y el desespero democráta | Por Esteban Fernández

Oprah en los Golden Globes dando el discurso que la llevó de la farándula a una eventual "candidatura" (Foto: Paul Drinkwater/NBC) 24/01/2018 10:30 AM

Esteban Fernandez

Esteban Fernández es el escritor costumbrista cubano más leído en el ciberespacio. Con sus letras hace una precisa descripción de la Cuba que fue y de la Cuba que es.

Hace unos días quedó demostrado el tremendo desespero que tiene el Partido Demócrata ante el terror de una posible reelección de Donald Trump por carecer de alguien que le haga frente.

Unas palabras bonitas de Oprah Winfrey en los premios de los Golden Globes y se "alborotó el gallinero". Prácticamente ahí se pusieron de acuerdo todos los liberales del país para “regalarle la Casa Blanca”.

Yo no voy a ponerme en la tontería de criticar a Oprah quien de “muerta de hambre” ha llegado a acumular billones de dólares gracias a su inteligencia y cualidades histriónicas.

Porque lo cierto es que Oprah me es antiflogitínica y antiespasmódica. Además, yo no creo que vaya a cometer el mismo desliz de Donald Trump que viviendo la sabrosa vida de multimillonario se metió en el tremendo berenjenal político que no le permite ni irse a tomar una soda tranquilamente en un quiosco de New York.

Todavía Oprah no había ni insinuado la más mínima intención de postularse y -además de las guataquerías- le llovieron las críticas. Ella sólo tiene que darle un vistazo al aluvión de ataques contra Donald Trump para quedarse más tranquila que “estate quieta” y que tranquilino.

Pero me he apartado un poco del objetivo de este ensayo y es ¿con qué cuentan los Demócratas para guapear en el 2020?

El Partido Demócrata me recuerda (salvando la distancia y el río de sangre cubano) un poco al desgobierno castrista: cuatro o cinco ocambos al frente de las operaciones, sin quererle dar el más mínimo chance a las nuevas generaciones.

Mire usted este “asilo de Santovenia”: Joe Biden, BernieSanders, Elizabeth Warren, Andrew Como y encima de eso la sempiterna Hillary Clinton tan angustiada que hasta sería capaz -si tuviera la fuerza- de dar un golpe de estado por tal de llegar a la Casa Blanca y permitir de nuevo que a su marido le hagan el sexo oral en la Oval Office. Trump tampoco es un muchachito, pero el Partido Republicano tiene un banco rebosante de brillante juventud.

Además de Oprah los democratas también están locos y fajándoles para que se postulen al dueño de los Mavericks de Dallas Mark Cuban, al creador de Facebook Mark Zuckerberg y al actor Dwayne "the Rock" Johnson.

¿Quién ganará las elecciones del 2020? Todo depende de lo que haga Donald Trump. Los norteamericanos comunes y corrientes -que son súper mayoría aquí- se van a llevar por sus bolsillos, por la economía.

Si el país sigue subiendo como la espuma -económicamente hablando- ni Oprah, ni Mazantín el Torero le ganan las próximas elecciones aunque se desgañiten CNN y MSNBC. Si la defeca y multiplica sus exabruptos entonces hasta Matusalén le gana.

Desde luego, me arrepentiría completamente de este escrito si Oprah hace igual durante la campaña que hacía en su programa de televisión regalándole un carro nuevo a cada uno de los asistentes en la audiencia.

LOL: Es decir, si Oprah me obsequia un Mercedes, voy a pensarlo. Pero quede claro y por si acaso alguien no sabe lo que es LOL, en cubano eso es “cágate de la risa” porque yo no me vendo.